Sinfónica Magazine

 
 Photo by Fay Fox

Photo by Fay Fox

uno de los tenores más cautivantes y apasionantes de la actualidad 

SINFÓNICA: Su curriculum lo define de esta forma: "Elogiado tanto por el po­der y la belleza de su voz". Y así pude confirmarlo después de escuchar un archivo de audio. Realmente extraor­dinario!!!

RUSSELL THOMAS: Muchas gracias por ese elogio. Es importante para mi como cantante no perder la calidad o belleza en el sonido al agregar poder.

SINFÓNICA: ¿Cómo y cuándo surgió su atracción por la ópera?

RT: Cuando era un muchacho joven vi­viendo en Miami, Florida. Escuché por primera vez ópera en la radio. Una tarde luego de la escuela, volví a casa, prendí la radio y pasé por una emisora donde estaban cantando ópera. Todos los días posteriormente, volvía a casa para escu­char mas canto. Había quedado inmediatamen­te atrapado.

SINFÓNICA: ¿Qué enseñanzas musicales lo marca­ron en su carrera y que hoy se reflejan en el escenario?

RT: Para mi la necesi­dad de comunicarme con el texto es el aspec­to mas importante. En mis actuaciones, ese es mi objetivo. Lograr una proyección vocal pareja en toda la extension es también clave.

SINFÓNICA: Un aspecto impor­tante para un cantan­te es el cuidado de la voz. ¿Cómo es en su caso?

RT: La forma que tiendo a cuidar mi voz es no estando en lugares ruidosos y aleja­do del humo. Bebo mucha agua para man­tenerme hidratado y uso mucho vapor. No canto cuando no tengo que hacerlo. Trato de dormir mucho, pero esto no siempre es posible.

SINFÓNICA: Se dice que un cantante debe ajus­tar su repertorio de acuerdo a las distintas etapas de su carrera, a los efectos de no poner en riesgo su voz. De acuerdo a las caracteristicas de su voz qué roles abarca actualmente su repertorio? Ha tenido que rechazar propuestas de teatros por considerar que su voz no era apropiada para de­terminado rol?

RT: He rechazado muchas invitaciones para cantar porque pensé que no esta­ba pronto para ese repertorio especifico. Aunque no quiero cantar profesionalmente para siempre, me gustarfa poder cantar hermosamente durante el mayor tiempo posible. Mi voz es muy inusual porque puede manejar muchos estilos y fachs convincentemente. Actualmente trato de centrarme en el repertorio lírico spinto italiano, en particular las óperas de Verdi.

SINFÓNICA: Qué roles interpretaba en los ini­cios de su carrera, y cuáles piensa que podría interpretar en el futuro?

RT: Al principio los papeles de Tamino y de II Duca eran importantes para mi, asi como el papel del Principe en A Flowe­ring Tree del compositor americano John Adams. En el futuro, espero poder añadir el Otello de Verdi, Álvaro de Forza, Tan­nhauser, Lohengrin y Parsifal de Wagner, Enzo de La Gioconda de Ponchielli, Faus­to de Boito y Andrea Chenier de Giordano.

SINFÓNICA: ¿Cómo analiza el desarrollo de la opera con el correr de los años, has­ta la actualidad? ¿A qué cosas debe ir adaptándose un cantante?

RT: Es importante que los cantantes sean flexibles. Flexibles con respecto al reper­torio, a las audiencias, a las producciones, etc. También es crucial para los cantantes recordar lo importante que somos para el éxito o fracaso de la ópera. La genie concurre a la ópera principalmente para escuchar el gran canto de los artistas compartiendo sus almas y sicología. Eso debe estar antes de todo.

La ópera también debe seguir siendo re­levante al encontrar maneras de comu­nicarse con las nuevas generaciones de público. No podemos seguir viendo las mismas producciones una y otra vez y esperar que la genie continúe viniendo a la ópera. Las compañias operísticas tam­bién deben encontrar maneras de llegar a varias culturas y tener diversidad en el escenario, lo que producirá la diversidad para el publico.

SINFÓNICA: Uno de los principales aspectos que ha cambia­do es el de las puestas en escena, su aggionamen­to. Le agradecería una reflexión al respecto.

RT: Como mencionaba anteriormente, la ópera es una entidad viviente; no es algo para mirar en la pa­red de una galería o en un museo. Debe cambiar con los tiempos. Mientras los directores/productores no alteren completamente la acción, está bien moderni­zarla un poco y darle a una producción una perspec­tiva más contemporánea. Esto es lo que mantendrá a las audiencias nuevas y futuras.

SINFÓNICA: ¿A qué tenor, o teno­res, ha admirado, y por qué?

RT: Mi tenor favorito es Carlo Bergonzi. Era un hombre elegante y muy sofistica­do. Su técnica era la perfección con tantos colores, y era un músico fantástico. También tenores coma Mario del Monaco, Mario Filippeschi, Jon Vickers, y Aureliano Pertile.

–Diego Barreiro

 
Beth Stewart